Emprender es aprender: 4 libros y seis consejos que te ayudarán a pensarte como profesional independiente.

21 Sep

Cuando uno decide estudiar Relaciones Públicas no tiene tanta idea del amplio campo laboral e incumbencias profesionales que posee la actividad. Las RRPP te brindan la oportunidad de poder trabajar en relación de dependencia o animarse a emprender como profesional independiente.

ElibaudinoPSD

Eliana Baudino se define como una corondina de alma y rosarina por elección. Es Licenciada en Relaciones Públicas, emprendedora y docente universitaria. Cuenta con 5 años de experiencia en el área de comunicación y servicio al cliente y 3 años como docente en nivel superior (Terciario y Universitario)

Desde 2014 ofrece servicios  de consultora en relaciones públicas.  En 2016 se incorporó al equipo de trabajo de la Asociación Civil CRIAR – Comunidad de mujeres emprendedoras de Rosario.  Y desde este año, forma parte de la Comisión de Jóvenes del Consejo Profesional de Relaciones Públicas de la República  Argentina, en su sede Santa Fe.

Cuando uno decide estudiar Relaciones Públicas no tiene tanta idea del amplio campo laboral e incumbencias profesionales.

A medida que va  transitando por los años de la carrera, empiezan a aparecer  cosas que le  gustan más y otras no tanto, y de alguna manera, uno se va especializando. Además surgen oportunidades de aprendizaje fuera del aula que permiten  complementar la formación con experiencias de práctica pre-profesional o pasantías. Y entonces llega el momento de proyectarse como profesional, y decidir entre dos alternativas: trabajar en relación de dependencia o emprender como profesional independiente.

Para Eliana, ser RRPP y emprendedora resultaba una combinación interesante.

Si bien había obtenido su título de Licenciada en Relaciones Públicas, sentía que había determinadas competencias que aún necesitaba para desempeñarse  como consultora.  Así, empezó a investigar este hermoso mundo del Entrepreneurship,  una nueva filosofía de negocio del siglo XXI que se fundamenta en variables como los errores, los fracasos, el riesgo y la pasión por una idea.

En esta oportunidad Eliana nos comparte cuatro libros que vale la pena leer, y que se basan en estas variables.  

Con su libro “El método LEAN STARTUP”, Eric Ries  sostiene que el espíritu emprendedor no se sustenta en magia y genialidad; sino que se basa en un proceso que puede aprenderse y replicarse. De esta forma, esta metodología se presenta como una hoja de ruta tanto para empresas que están dando sus primeros pasos como para personas que ofrecen sus servicios de manera freelance.

Por su parte, Antoni Gutiérrez-Rubí y Juan Freire publicaron un libro llamado “Manifiesto Crowd: la empresa y la inteligencia de las multitudes”. Los autores hacen un profundo análisis de las lógicas de colaboración e inteligencia colectiva que posibilitan nuevas formas de pensar los negocios: espacios (coworking), metodologías (design thinking), innovación (crowdcreating) y financiación (crowdfunfing).

El libro de Fernando Trías de Bes llamado “El libro negro del emprendedor” es una invitación a dudar y a ir más allá de lo que conocemos de nosotros mismos y de los otros. Nos propone revisar los errores más habituales que cometen los emprendedores y que, según él, son los que explican la mayor parte de los fracasos.

Por último, Tony Hsieh el fundador de  Zappos, una empresa de venta de zapatos y ropa por internet, publica el libro “Delivering Happiness. ¿Cómo hacer felices a tus empleados y duplicar tus beneficios?”. En el escrito el autor comparte algunas de sus experiencias y nos propone un modelo de negocio basado en la felicidad. Él asegura que se puede encontrar un equilibrio justo entre beneficios, pasión y propósitos. ¡Imperdible!

Eliana manifiesta: “Siempre me pensé como profesional independiente y descubrí que me encanta hacerlo en casa y con mis pantuflas favoritas puestas… descubrí una manera diferente y más divertida de hacer las cosas.

Y quiero terminar la nota con 6 consejos para los RRPP que quieran animarse a emprender:

  • Tener pasión pero también visión.

  • Ser determinado y tener coraje, pero también se necesita organización y disciplina.

  • Ser creativo y buscar la innovación, pero también lograr resultados.

  • Ser persistente pero también asertivo.

  • Tener sentido de oportunidad y a la vez capacidad de aprendizaje.

  • Tener confianza en uno mismo y, además, elegir trabajar con personas que te potencien.

Este último consejo, es el más valioso porque, en coincidencia con Wilhelm von Humboldt, creo que son las relaciones con las personas lo que le da sentido a la vida, ya que el trabajo de un RRPP se sustenta en la gestión de vínculos con los otros, para así poder generar una sinergia.”

Facebook: Eliana Baudino

Email: rrppebaudino@gmail.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: